Permalink

0

Cómo saber si tu estrategia SEO está funcionando

Una vez que una compañía decide poner en marcha una campaña de posicionamiento web, lo principal es conocer la evolución de la misma y saber si está teniendo los resultados esperados.

En primer lugar, hay que puntualizar que los resultados de una estrategia SEO no son inmediatos, ni mucho menos. Suelen percibirse a partir del tercer mes, aunque en proyectos más completos y con alta competencia, pueden que sean necesarios incluso seis meses para poder observar cambios significativos.

Sin embargo, sí que existen herramientas para ir controlando los cambios que se van produciendo.

Por ejemplo, podemos utilizar algunas de las que explicamos a continuación:

SemRush

SemRush es una gran herramienta SEO que nos permite tener un montón de información sobre el dominio que nos interesa. Aunque es de pago, tenemos la opción de insertar un dominio gratuito y probar todas sus funcionalidades antes de decidirnos por la opción de pago.

Entre las cosas más interesantes para saber si tu estrategia SEO está funcionando, está el hecho de poder seguir la evolución de las keywords más relevantes para tu proyecto. Así, sabremos en qué posición muestran estas keywords tu web.

Awr Cloud

Con esta herramienta también podemos hacer un seguimiento de los dominios que nos interesan, de la evolución de su posicionamiento web y de sus keywords. También es de pago, pero merece la pena.

Sistrix

Una de las diferenciaciones de esta herramienta, Sistrix, es que nos muestra de una forma muy clara el índice de visibilidad de los dominios.

Es una herramienta muy completa con todo tipo de parámetros que nos ayudan a analizar si una estrategia SEO está funcionan mejor o peor.

Google Analytics

Y, por supuesto, no debemos olvidarnos de Google Analytics a la hora de analizar el SEO de una web. A través del número de visitas orgánicas podemos saber si está entrando más tráfico a través de los buscadores, lo cual será un indicador de que la estrategia SEO está funcionando.

Permalink

0

Cómo conseguir interacciones en los artículos de tu blog

Lo que todos los blogueros buscan cuando crean una blog es conseguir que los usuarios les visiten, pero también que interactúen con ellos. En realidad, buscan ese engagement, ese enganche que provoca un feedback por parte del usuario que lee los artículos.

Pero muchas veces se da la circunstancia de que un blog recibe muchas visitas, pero sin embargo no consigue involucrar a los lectores con sus comentarios. ¿Por qué ocurre esto? ¿Cómo conseguir incentivar la interacción en los usuarios?

Consejos para conseguir que tus usuarios interactúen con tus publicaciones

Llamadas a la acción y preguntas

Una de las opciones más recurrentes y utilizadas por todos los que nos dedicamos a escribir en un blog es incluir, dentro de los artículos, preguntas lanzadas al usuario o llamadas a la acción.

A través de las mismas, se pretende que los usuarios reaccionen y sientan el deseo y la necesidad de interactuar con el blog a través de su publicación.

Temas de debate

Escribir sobre temas en los que quepa la opción de debatir, es otra de las opciones a la hora de conseguir una mayor interacción. Los temas que provocan opiniones contrapuestas, así como los que suscitan un interés por diversos motivos, son los más adecuados para generar esa interacción tan deseada por los blogueros.

Sin embargo, aun así no es una tarea fácil conectar a la primera con el usuario. Por eso se trata de un trabajo de fondo, en el que se debe estar siempre involucrado escribiendo sobre temas actuales, interesantes, originales y de calidad.

Así que, resumiendo, conseguir enganchar a los usuarios a tu blog, y que además interactúen con tus publicaciones no es tarea fácil, pero sin duda no es imposible. Además de los consejos que hemos dado, puedes hacer uso de las redes sociales para difundir tus artículos, ya que así habrá más opciones de que más personas lo vean, y por tanto, interactúen.

Permalink

0

Todo lo que podemos encontrar en una tienda de suministros industriales

Los trabajos manuales son una tarea diaria que forma parte del grueso del trabajo de muchas personas, pero también se trata de actividades que surgen de manera habitual en los propios hogares.

Colocar elementos decorativos, montar muebles, arreglar tuberías o pintar paredes son acciones que todos podemos necesitar llevar a cabo en un momento u otro. Pero especialmente aquellos que se dedican profesionalmente a estas áreas.

Para poder realizarlas con profesionalidad, existen las tiendas de suministros industriales, en las que encontraremos todo tipo de materiales y herramientas.

Por ejemplo, en una tienda de suministros industriales podemos encontrar herramientas y cajas de herramientas para cualquier tarea de bricolaje o trabajo específico de electrónica.

También podremos encontrar elementos de movimiento, como pueden ser carros o traspaletas, así como mangueras para suministrar y trasladar diferentes productos.

En una tienda de suministros industriales no podrán faltar los tornillos y todos sus derivados, como las tuercas y las arandelas. Y también las gomas y perfiles industriales.

Muchas de las tiendas de suministros industriales ofrecen también equipamiento de seguridad para los trabajadores de empresas que manejan herramientas que pueden suponer un peligro. Entre este tipo de productos se encuentran los cascos, los guantes o las botas de seguridad.

Por otro lado, la ropa de trabajo o uniformes laborales también son artículos que podríamos encontrar en una tienda de suministros industriales.

De esta forma, se trata de un tipo de negocio muy útil y variado para quienes necesiten herramientas o artículos de bricolaje, tanto para uso doméstico como para uso profesional.

Permalink

0

Consejos para realizar una estrategia de marketing de contenidos

Una de las estrategias de marketing online más utilizadas en la actualidad es el marketing de contenidos.

El marketing de contenidos consiste en seguir una estrategia, como su propio nombre indica, de contenidos. Es decir, consiste en elaborar una serie de artículos, que pueden publicarse tanto en el propio dominio de la web que estamos trabajando como en dominios externos.

Por lo tanto, podemos seguir una estrategia de marketing de contenidos a nivel interno, siguiendo una línea de publicaciones interesantes en nuestro propio blog; y también una estrategia de marketing de contenidos a nivel externo, es decir, tratando de que se publiquen contenidos relacionados con nuestros productos, servicios o marca en otros dominios.

Lo importante de una estrategia de contenidos es tener en cuenta algunos aspectos básicos, como los siguientes:

Contenido original

Los contenidos de nuestra estrategia de marketing deben ser siempre originales, ya que en caso contrario Google nos penalizará y además estaremos ofreciendo a nuestros usuarios un contenido duplicado, lo que implica a su vez que pierde interés. Por lo tanto, el contenido original es fundamental en este caso.

Enlaces

Una de las cosas que podemos aprovechar de los contenidos es incluir enlaces en ellos que apunten hacia nuestra web. Bien estemos trabajando una estrategia de contenidos interna o externa, podemos incluir enlaces, que serán internos o externos según el dominio donde los publiquemos. Esta estrategia de linkbuilding nos ayudará a mejorar el SEO a la vez que ofrecemos contenidos interesantes a nuestros usuarios vinculados a nuestra marca.

Se trata de un tipo de estrategia muy efectiva por varios motivos, tal y como explicamos a continuación:

No es invasiva

El usuario no percibe esta estrategia como invasiva, ya que al ofrecer contenidos que puedan interesarles serán ellos mismos los que acudan a nuestra web, por lo que podemos hablar de una estrategia de Inbound Marketing.

Ayuda al SEO

Como hemos explicado, al mismo tiempo que ofrecemos contenido interesante y relacionado con nuestro sector, estamos también mejorando el SEO gracias a los enlaces que incluimos dentro de un contenido con las keywords adecuadas.

Permalink

0

¿Gasóleo o biomasa para la producción de calor?

Se acaba el verano y, aunque las temperaturas todavía son altas, hay que empezar a plantearse de qué forma calentaremos nuestros hogares este invierno.

A grandes rasgos, tenemos dos opciones para hacer funcionar a nuestras estufas y calderas: el gasóleo y la biomasa.

Se trata de dos tipos de combustibles muy diferentes que cumplen, en este caso, la misma función: producir calor. Veamos cuáles son los pros y los contras de cada uno de ellos.

Gasóleo

El combustible de gasóleo, además de servir para el repostaje de vehículos, se utiliza también para la producción de calor. Aunque no es exactamente el mismo, sino que el destinado a los turismos es el gasóleo A, mientras que el que se utiliza para producir calor es el tipo C. Esto es así porque cada tipo de gasóleo tiene unas sustancias diferentes, y precisamente el gasóleo C es inviable para vehículos por los efectos y daños que podría ocasionar al motor y la mecánica de los vehículos.

El gasóleo es un combustible contaminante pero lo cierto es que, quizás por comodidad, se sigue utilizando en gran medida en la actualidad.

Biomasa

La biomasa es un combustible compuesto por residuos naturales tales como leña, astillas o pellets. Esto implica que la biomasa como combustible es no produce sustancias contaminantes al medio ambiente, por lo que es mucho más apropiada si pensamos en la conservación del medio natural.

Además, el precio de la biomasa es más reducido que el precio del gasóleo. Sin embargo, la mayoría de estufas y calderas están acondicionadas para admitir gasóleo, por lo que si queremos adaptarlas al combustible de biomasa se deberá hacer una inversión inicial, que en aproximadamente unos tres años podría recuperarse teniendo en cuenta el bajo precio del producto.

En definitiva, tanto a nivel de contaminación como a nivel económico, resulta más beneficioso el combustible de biomasa. Y más todavía si quien comercializa la biomasa ofrece a los usuarios un servicio de combustible a domicilio, ya que en ese caso el cliente tendrá muchas comodidades en este sentido.

Permalink

0

Errores que no debes cometer en tu campaña SEM en Google Adwords

Preparar una campaña de publicidad SEM puede ser una gran idea si las características de la empresa así lo requieren. Sin embargo, esta estrategia puede ser un arma de doble filo, ya que puede hacerte ganar muchas ventas, sí, pero también es posible que te haga perder mucha cantidad de dinero.

Por ello, es vital que conozcas algunos de los errores más comunes y cómo pueden evitarse. A continuación os dejamos con los más habituales:

No incluir keywords negativas

Es importantísimo utilizar dentro de la campaña, palabras clave negativas. ¿Qué son la spalabras clave negativas? Lo explicamos a raíz de las keywords ‘en positivo’. Dentro de una campaña de Google Adwords, debemos incluir las palabras clave para las cuales queremos que se muestren nuestros anuncios. Si tenemos una empresa que organiza cursos de cocina en Bilbao, y queremos hacer publicidad de los mismos, las keywords que añadiremos serán ‘cursos de cocina en Bilbao’, ‘cursos gastronómicos en Bilbao’ ‘talleres de cocina en Bilbao’ y similares.
Sin embargo, imaginemos que los cursos son de pago. A los usuarios que busquen ‘cursos de cocina en Bilbao gratis’ se les mostrará probablemente nuestro anuncio, si los tenemos configurados en concordancia amplia o de frase. En este caso, la keyword negativa que deberíamos introducir es ‘gratis’, para que cuando una búsqueda de un usuario incluya este término, el anuncio no se muestre.

No fijar una temporalidad en la campaña

Es muy recomendable que las campañas de Google Adwords estén limitadas en el tiempo, y todavía más recomendable es que también tengan un horario concreto, es decir, que no estén activas las 24 horas del día. Dependiendo del tipo de negocio que sea, no será necesario que los anuncios estén activos a ciertas horas del día. Si vendemos productos para bebés, en la noche y la madrugada será improbable que nuestro público objetivo busque este tipo de productos, por ejemplo.

Permalink

0

Tratamientos faciales de medicina estética para lucir un rostro perfecto

Conforme pasan los años, los signos de la edad empiezan progresivamente a aparecer en nuestro rostro y son muchas las personas que deciden disimularlos, especialmente las mujeres.

Existen muchos métodos para hacer desaparecer arrugas o tersar más la piel de la cara, aunque normalmente la mayoría de las personas que se deciden a someterse a uno de los tratamientos que ofrece una clínica estética, prefieren hacerlo sin necesidad de pasar por el quirófano.

Por ello, lo más apropiado son los tratamientos de medicina estética, que se diferencian de los de cirugía estética por el hecho de que no requieren una intervención quirúrgica.

De esta forma, existen diferentes tratamientos de medicina estética que pueden lograr un aspecto perfecto de tu rostro, como los que explicamos a continuación:

Hilos tensores

El tratamiento con hilos tensores consiste en implantar hilos reabsorbibles de PDO en la zona a tratar del rostro, gracias a lo cual se consigue una piel más firme y tersa, eliminando a su vez los signos propios de la edad.

Los resultados se hacen visibles a los 2-3 meses del tratamiento y tienen una duración aproximada de un año. La cara del paciente, además, luce más luminosa.

Botox

El tratamiento del botox es muy conocido entre los pacientes, y consiste en aplicar una sustancia en el rostro, la toxina botulínica, que consigue eliminar las arrugas de la piel y ofrecer, al mismo tiempo, un aspecto de una cara natural.

El tratamiento tiene una duración de unos 20 minutos y es posible que sea necesaria una segunda sesión, aunque en muchos casos con la primera es suficiente. Los efectos duran unos 6 meses, a partir de este momento es recomendable repetirlo.

Gracias a estos dos tratamientos de medicina estética, es posible que los pacientes puedan tener la oportunidad de eliminar los signos de la edad de su rostro sin necesidad de pasar por quirófano.  En tu clínica de estética de confianza te asesorarán sobre los mejores tratamientos para tu caso en particular.

Permalink

0

Cómo crear contenidos Google Friendly

Si tenemos una página web o un blog debemos cuidar mucho nuestros contenidos, ya que si los trabajamos de la manera adecuada, podrán ayudarnos a mejorar el SEO de nuestra página.

No es necesario ser un experto en SEO para seguir estos consejos que compartimos a continuación, que seguro ayudarán mucho a que tu página aparezca en posiciones muy beneficiosas en los resultados orgánicos de Google y otros buscadores. ¿Sabes cómo crear contenidos Google Friendly? ¡Te lo contamos!

Keywords

Una de las cosas más importantes a tener en cuenta para redactar contenidos Google Friendly, son las keywords. Según por qué palabras clave queras posicionar tu página en los buscadores, tendrás una lista con una serie de términos que te parezcan importantes e interesantes para tu web. Pues bien, se trata de tener muy en cuenta esos términos a la hora de escribir los artículos de tu blog o los contenidos de tu web.

De una manera muy natural, debes asegurarte de que las keywords que te interesan para posicionar esa página o artículo se repiten varias veces, literalmente y de combinando distintos términos. Por ejemplo, si queremos posicionar ‘tienda de corbatas en Toledo’, debemos repetir tanto este término varias veces como otros tipo ‘comprar corbatas en Toledo’, ‘En Toledo hay una tienda de corbatas’, y similares.

Eso sí, asegúrate también de que no quede forzado, porque si hay algo que Google premia es la naturalidad, y si hay algo que Google penaliza es el SEO descarado.

Extensión

En realidad no hay nada comprobado a ciencia cierta sobre la extensión que debe tener una página o un artículo para posicionar mejor. Lo que sí es cierto es que los textos de al menos 300 palabras rankean mejor y los artículos, cuanto más largos, más keywords y principalmente, más naturalidad y calidad, mejor que mejor.

Los usuarios tienden a compartir y enlazar los mejores artículos, y esos enlaces te ayudarán mucho en el posicionamiento web. Así matas dos pájaros de un tiro.

Imágenes, vídeos e infografías

Cualquier material audiovisual de calidad y original que apoye el artículo, mejor que mejor.

H1, H2, H3…

Los títulos H1, .. H6 que contengan, además, las keywords más inetersantes, ayudarán también a mejorar el SEO de tu página.

Permalink

0

La importancia de una buena página web para un ecommerce

Un ecommerce es un negocio online y, por lo tanto, parece de lógica que es necesario volcar todos los esfuerzos en crear una tienda online completa, sencilla, intuitiva y accesible.

Sin embargo, no todos los ecommerce lo tienen tan claro y podemos encontrarnos por la red tiendas online que son un auténtico caos. Por ello, hoy me gustaría compartir una serie consejos para que la web de tu ecommerce logre captar al público que buscas y conseguir los objetivos que te has planteado.

Orden

El orden en una página web es muy importante, y si se trata de una tienda online, mucho más. Cuando un usuario entra en tu web, debe inspirarle una sensación de organización y debe encontrar lo que está buscando de una forma sencilla y rápida.

Colores

Los colores de una web deben tener un sentido y una lógica. Lo mejor es que predominen los colores de la imagen corporativa de la marca, y que estos no sean muy chillones ni se combinen más de tres colores predominantes para no generar un caos y una mezcla excesiva.

Llamada a la acción

Todos los ecommerce tienen una clara llamada a la acción: buscan que sus usuarios compren sus productos o servicios. Los botones de compra deben ser muy visibles y, a ser posible, estar diseñados en forma de botón y con un color que resalte sobre el resto de la página.

Formulario de compra

Cuanto más sencillo sea el proceso de compra, mejor. Existen hoy en día plugins o módulos que permiten que el usuario realice el proceso en un solo paso, en una sola página. En casi de que se requieran más fases, es muy posible que el usuario abandone este proceso.

Existen empresas de creación de tiendas online que darán a tu web el aspecto profesional que buscas. Aunque pueda parecerte un gasto elevado, piensa que se trata de la inversión más importante de tu ecommerce, por lo que es importante que el resultado final sea exactamente el que deseas.

Permalink

0

Cómo elegir la grifería sanitaria de tu baño

A todos nos llega un momento en el que estamos inmersos en el proceso de compra de un piso o en la reforma de alguna de las partes del mismo. El baño es uno de los sitios más importantes de un hogar y, en consecuencia, debemos tener claro cómo elegir todos sus componentes.

Hoy vamos a centrarnos en la grifería sanitaria. ¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de elegir un tipo de grifería u otro?

Ahorro

En primer lugar, una de las cosas que debemos tener en cuenta a la hora de decantarnos por un grifo u otro es si cuenta con distintos elementos o sistemas de ahorro. Algunos de estos elementos pueden ser, por ejemplo, un sensor que activa o desactiva la salida de agua según si detecta las manos debajo del grifo, un grifo con doble posición el cual pueda abrirse al 50% y al 100% de su capacidad o la apertura en centro y en frío para evitar gastos innecesarios.

Este tipo de funcionalidades son muy útiles sobre todo si hay niños o personas mayores en casa, que no son tan conscientes como el resto de habitantes de la importancia de no derrochar agua, no dejarse el grifo abierto o abrirlo solo en la cantidad necesaria.

Estética

La estética de nuestra grifería sanitaria es también muy importante, ya que va a marcar el estilo de todo el baño.

Podemos decidirnos por un estilo de grifería rústico, moderno, clásico… Y que todos los grifos y muebles de nuestro baño vayan en consonancia con ese estilo escogido.

Elementos adicionales

Cada vez hay más funcionalidades y elementos que podemos añadir a la grifería sanitaria. Por ejemplo, podemos incluir luces LED o elementos aún más originales como hacer que el propio grifo sea un toallero.

Lo que es importante es que cualquier pieza metálica que incluyamos en nuestro baño haya pasado por su proceso de lijado, pulido y cromado de metal para que la grifería sanitaria que utilicemos esté perfectamente trabajada.